La selva de Puerta Cerrada

La Plaza de Puerta Cerrada es paso obligatorio para todos los turistas que llegan a Madrid y quieren acercarse a nuestro barrio. Para ello deben atravesar la Calle Segovia, que por aquí es bastante ancha. Lo curioso es que la mayor parte de la gente no lo hace por el semáforo sino por donde le da la gana, fundamentalmente porque hacerlo legalmente exige dar un rodeo importante.

Este paso se ha convertido en un punto muy peligroso, pues miles de peatones y coches quieren usar una calle en teoría reservada para los automóviles. La policía municipal suele estar vigilando en la zona y, como se aprecia en la foto, utiliza la práctica del “dejar-hacer”. Soy testigo, pues muchas veces he pasado por donde me ha dado la gana delante de los municipales y nadie me ha llamado la atención por ello.

Obviamente, esta situación es absurda. Este es un punto de paso de miles de personas, muchas de ellas turistas que flipan con lo que ven. Si hay tanta circulación de personas, lo lógico es que se convierta en una zona de prioridad peatonal por la que los coches tengan que detenerse al ver a un peatón. Y no al revés. Es otro de esos ejemplos de que la política municipal consiste en dejar hacer sin complicarse mucho la vida. Y así va todo en esta capital.

Gracias por tu aportación, en breve la verás publicada.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s